Tablas de inversión: un elemento seguro para tratar dolencias musculares 

Última actualización: 14.11.19

 

Las tablas de inversión son equipos poco conocidos con los que se pueden aliviar diferentes dolencias musculares y que son utilizados para la rehabilitación y terapia muscular. Por su método, que va en contra de la gravedad, es un equipo que causa temor. Sin embargo, si su uso es correcto y controlado, son muchas las ventajas que puede brindar.

 

A veces, el desconocimiento sobre el funcionamiento y método de un equipo hace que se descarte y no se considere pertinente. Esto es algo que comúnmente ocurre con las tablas de inversión, un equipo que destaca por ser multifuncional y versátil. 

Las tablas de inversión suelen ser consideradas máquinas fitness, de modo que sirven tanto para realizar terapia gravitacional o como un elemento para desarrollar una rutina de ejercicios. Estos equipos no son populares entre la comunidad. Incluso, el hecho de ser relativamente poco conocidos lleva a los usuarios a pensar que pueden ser poco útiles y además inseguros.

Sin embargo, se trata de una terapia que se ha puesto en práctica desde hace décadas, como un elemento para la rehabilitación muscular y tratamiento de dolencias físicas. No obstante, actualmente las tablas de inversión están comenzando a tener notoriedad y están al alcance de cualquiera que se interese. Los mitos que envuelven a estos implementos les han creado una mala reputación que termina por crear dudas y hacen que muchos se pregunten si son seguras o no.

 

La historia de las tablas de inversión 

Para esta pregunta no hay una respuesta concluyente. Las tablas de inversión resultan equipos útiles para las terapias que llevan al cuerpo a invertir su posición habitual, permitiendo mejorar las malas posturas. La terapia utiliza la gravedad a su favor para originar cambios en el cuerpo y son utilizadas en caso de sobre ejercitación o por patologías óseas. 

Sin embargo, estos equipos no son nuevos y, aunque en las últimas décadas ha habido un auge en su uso, hay registros que apuntan a su aparición durante la Grecia clásica y que luego fueron utilizados por diferentes culturas a lo largo de la historia.

El uso regular de la tabla de inversión se originó en la década de los 60 en centros fitness y entre los médicos. Su popularidad creció gracias a que fue promovida por el doctor Robert Manatt Martín. Este pionero la habilitó en su centro y escribió algunas consideraciones que se hicieron públicas a través de libros, sobre las posturas del ser humano bajo la gravedad, asegurando que se debían adoptar seis posturas para hacerle frente a la gravedad, mediante la descompresión por inversión, y una de estas seis posturas es la que se adopta cuando se hace uso de tablas de inversión.

 

 

¿Son o no seguras? 

Según algunas investigaciones, la terapia de inversión es adecuada para tratar dolencias musculares y sirve para generar un alivio en el dolor de espalda, entre otros beneficios para el cuerpo. Sin embargo, la realidad es que puede que no sea un elemento seguro para todos los casos o personas.

La terapia de inversión, como su nombre lo indica, consiste en que la persona debe adoptar una posición invertida sobre una tabla, es decir, que al hacerlo, la persona debe quedar más o menos colgada de cabeza.

Esta postura puede resultar arriesgada para quienes sufren de presión arterial alta, glaucoma o enfermedades del corazón, por lo que su uso debe ser supervisado y controlado. Sin importar si se cuenta con la mejor tabla de inversión del mercado, si no se sabe utilizar o se tiene una patología determinada, es mejor prescindir de ella para evitar complicaciones.

Al estar en una posición invertida durante un tiempo prolongado, específicamente superior a los dos minutos, los latidos del corazón disminuyen, aumentando la presión arterial, así como la presión interior de los globos oculares, siendo por ello un elemento contraindicado para quienes sufren de glaucoma, enfermedades del corazón o presión arterial alta. 

Ahora bien, si no se tiene ningún tipo de patología, la tabla de inversión será una aliada en temas de rehabilitación muscular y para ejercicios. Solo es necesario seguir algunos consejos para que la inversión sea segura y se eviten accidentes. Por ejemplo, a la hora de adquirir una tabla de inversión, se deben considerar algunos aspectos relacionados con su estructura y capacidad de carga.

En este sentido, la seguridad de su uso también dependerá de que la tabla de inversión tenga una estructura estable y resistente, al tiempo que incorpore correas y ganchos, que permitan al usuario estar de cabeza correctamente sujetado a la estructura. Además, es importante que cuente con un mecanismo de fácil accionado, con control del inversor, para revertir la postura. Además, debe tener un ajuste de altura para que pueda adaptarse a la persona y desplazar el centro de gravedad de acuerdo a las necesidades. 

Es importante que también se considere el peso y la capacidad de carga, pues esto evitará que la estructura ceda y que ocurra un accidente. Por ejemplo, si el peso de la persona es mayor a los 100 kilos, adquirir una tabla con capacidad para 80 kilos podría resultar inseguro y peligroso.

 

 

Beneficios de las tablas de inversión 

Por un lado, su uso puede aliviar la presión gravitacional que tiene origen en las raíces nerviosas y discos de la columna, creando un espacio adicional entre las vértebras. Algunos expertos consideran que sirve para aliviar el dolor de espalda a través del estiramiento. Sin embargo, este no es permanente.

De igual modo, la tabla de inversión también es adecuada para aumentar la circulación sanguínea y corregir la posición de la columna, por lo que está recomendada para ser utilizada por personas con problemas en la columna vertebral, ya sean patologías leves o moderadas. 

Debido a sus múltiples usos y beneficios, las tablas de inversión tienden a ser comúnmente utilizadas en la rehabilitación y fisioterapia. Además, pueden ser un elemento que sirve para el entrenamiento deportivo de la zona abdominal, así como para aliviar el estrés y mejorar la postura, recuperando la movilidad y elasticidad de los músculos.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...