Diviértete y disfruta con las modalidades que ofrece el longboard

Última actualización: 15.11.19

 

El skate es una disciplina deportiva divertida y libre a la que cada vez más personas se suman. Ciertamente, requiere de habilidades para poder lograr algunas piruetas y trucos, pero también es una modalidad de la que se puede ir aprendiendo para mejorar las técnicas.

De modo que si solo eres un principiante y disfrutas estar sobre la tabla pero quieres aprender más, aún estás a tiempo, ya que existe un gran número de modalidades y estilos que se pueden practicar sobre un longboard. Sin embargo, antes de hablar sobre los trucos, es necesario revisar a modo de referencia qué es un longboard.

 

Longboard

El skate tiene diferentes modalidades y todas ellas se practican sobre tablas. Es en el formato de las tablas donde reside la mayoría de los cambios, ya que sobre algunas es más sencillo hacer determinados tipos de movimientos, mientras que otras destacan por ser para velocidad, giros, entre otras.

Un longboard es una tabla larga que ganó popularidad en la década de los años 80 y que suele ser el formato indicado para las pendientes. El longboard suele ser comparado con el surf. Sin embargo, una persona que es hábil para el skate puede montar un longboard sin mayor problema y viceversa. Aquí puedes encontrar algunas opciones de compra si aún no tienes un longboard. 

Por lo general, estas tablas largas brindan al usuario un alto nivel de equilibrio y estabilidad, por lo que hay libertad en los trayectos. Son muchos los trucos, piruetas y modalidades dentro de esta disciplina del skate, así que a continuación vamos a dar un repaso por las técnicas más populares. Recuerda que en este deporte todo es cuestión de práctica y cada uno de los movimientos debes replicarlos sobre la tabla para aprenderlos de forma correcta.

 

 

Las modalidades: Carving

Con el uso del longboard, una de las técnicas más populares es el Carving. Esta modalidad es un estilo de patinaje que se caracteriza por ir de un lado a otro haciendo giros y bombeando sobre la tabla, algo así como ir en zigzag. A modo referencial, el movimiento tiende a compararse con la trayectoria que se sigue al bajar una montaña con un Snowboard, es decir, zigzagueando.

Para los Carving, se recomiendan tablas de tamaño moderado y con un alto grado de flexibilidad, con ejes blandos que faciliten y permitan la suavidad durante los giros Revenge, París y Randal. Se indica que el tamaño de las tablas sea de entre 34 y 46 pulgadas, es decir, entre 86 y 104 centímetros.

Si te preguntas dónde puedes hacer Carving, lo común suele ser en pistas largas y que dispongan de pendientes. También, es posible salir de las pistas y patinar en carreteras, pero en este caso se debe tener mayor cuidado y evitar las zonas transitadas para reducir el riesgo de accidentes.

 

Downhill

Otra de las modalidades que suele llamar la atención dentro del longboard es el Downhill. Esta técnica suele ser reconocida como la más extrema, porque es posible llegar hasta una velocidad de 135 kilómetros por hora, de allí que para ejecutarla se recomienden carreteras con pendientes fuertes, pronunciadas y poco transitadas.

Para mantener la seguridad del usuario, al practicar esta técnica los expertos recomiendan que se haga uso del casco integral para proteger el rostro y área craneal, esto debido a que las caídas suponen riesgos de lesiones y la alta velocidad genera mayor peligro.

Para ejecutar esta modalidad, es necesario tener un manejo del derrapaje, y conocer esta técnica permite recortar la velocidad en las curvas. En relación a las tablas, pueden utilizarse diseños similares a los utilizados para el Carving con respecto al tamaño, pero estos modelos no suelen contar con flex y su centro de gravedad es bajo, además de que los ejes tienden a ser duros.

 

Sliding

Otra de las modalidades es el Sliding. A través de esta técnica, el usuario adquiere estabilidad y seguridad sobre la tabla, de allí que dominarla sea tan importante. Con ella, es posible reducir la velocidad en las pendientes.

Aunque es una técnica común, es difícil de ejecutar, por lo que requiere práctica. Según la experiencia de algunos skaters, hacerla sobre terrenos húmedos facilita su ejecución. Sin embargo, al practicar es necesario ser precavido, ya que al tirar fuerte en los giros, la tabla puede salir de la superficie y, por ende, el patinador podría ser disparado hacia el pavimento.

 

 

 

 

Cruising

Las modalidades del longboard continúan con el Cruising. Esta es una ejecución básica y sencilla que supone el deslizamiento permanente sobre la tabla. Es decir, la tabla sirve como medio de transporte para ir de un lugar a otro. Es una de las modalidades más relajadas y como mecanismo de desplazamiento no produce contaminación, de modo que sirve para desplazamientos en la ciudad. Por ello se tienden a utilizar tablas de menor tamaño que permiten un mayor grado de maniobrabilidad.

En el cruising, se pueden aplicar otras modalidades que hagan más atractivo el deslizamiento por la ciudad como por ejemplo downhill, carving o sliding, de modo que cualquiera de las tablas podría funcionar.

 

Slalom

Otras de las modalidades que se pueden practicar dentro del longboard es el Slalom, que es conocida como una técnica clásica que involucra muchas emociones. Para hacerla, es necesario esquivar las hileras de conos en corto tiempo. La forma como se colocan los conos y la distancia que hay entre ellos están cuidadosamente milimetradas para que sean simétricos.

 

Pool

Asimismo, el pool es otra de las tendencias. Esta modalidad se suele practicar en bowls o piscinas. Para ejecutarla, es necesario subir y bajar haciendo giros. Para esta técnica, las tablas suelen ser cortas de entre 29 y 34 pulgadas, pero son anchas y con ejes robustos.

 

Dancing

Otra de las modalidades es el Dancing. Para esta técnica se debe bailar sobre la tabla haciendo saltos hacia adelante y hacia atrás, subiendo y bajando, cruzando piernas, girando y saltando.

Debido a todos estos pasos que se deben ejecutar sobre las tablas, es necesario que estas sean más largas, partiendo desde las 45 pulgadas en adelante. Se puede ejecutar esta modalidad en pistas largas y lisas. Dominar esta técnica no es sencillo. Para lograrlo se requiere de práctica y parte de su esencia es combinar movimientos con algunos trucos durante el deslizamiento.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...