Razor X: el longboard eléctrico para grandes y pequeños

 

El skate es una actividad deportiva urbana que atrae a cientos de personas, pero especialmente a los jóvenes, que se sienten cautivados por el concepto de andar sobre una tabla y poder hacer trucos, ya sea en parques o en las calles, utilizando el mobiliario de la ciudad como parte del recorrido. Dentro del skate hay diversas modalidades y una de ellas es el longboard.

Esta tendencia apareció con la llegada del nuevo milenio en el año 2000 y llegó para refrescar la disciplina. Su práctica supone una tabla más larga, de modo que el desplazamiento por las calles es más sencillo. A su vez, dentro del longboard existen varias modalidades, siendo una de ellas el cruiser, que supone el alcance de mayor velocidad y el acto de utilizar la tabla como un medio de transporte.

 

El boom de lo eléctrico

En los últimos años, se ha observado un creciente interés de las personas por modelos eléctricos en diferentes áreas. De allí que las grandes empresas estén fabricando diseños con estas especificaciones, para satisfacer las demandas de los usuarios y al mismo tiempo ayudar al planeta Tierra. En el mercado, son ejemplos comunes ciertos aparatos como las bicicletas eléctricas, cintas de correr, coches y motos.

Los monopatines también cuentan con versiones eléctricas y pueden conseguirse tanto en modalidad skate como en longboard. En este sentido, Razor es una de las marcas que suele figurar, por tener una amplia gama de productos que destacan por sus propiedades eléctricas, siendo considerado el mejor longboard el Razor X y uno de los más populares.

Considerando el precio de venta al público, este modelo es un longboard que resulta atractivo para los usuarios por las funciones y propiedades que ofrece. En primer lugar, es necesario que sepas que se trata de una alternativa diseñada para niños, pero que bien podría ser utilizada por adultos.

 

Razor X a fondo

Dentro de las especificaciones de esta tabla, tenemos que es un modelo aerodinámico y práctico para rodar por las calles con soltura y libertad, dando la impresión de estar surfeando, solo que no sobre las olas, sino sobre el asfalto.

Además, el longboard Razor X es resistente y está elaborado con materiales de alto grado de calidad y resistencia, incorporando en su estructura cinco capas de bambú, una madera que destaca por ser flexible, siendo apta para hacer giros cerrados. La tabla tiene una capacidad para soportar un peso máximo de 100 kilos y está equipada con un motor que le brinda las propiedades eléctricas.

 

 

Un motor liviano

Hay muchas personas que pueden pensar que un motor no permitiría alcanzar suficiente velocidad por el aumento del peso de producto. Sin embargo, esto no es así. El motor es relativamente liviano y está estratégicamente posicionado en la parte posterior del longboard, hacia la rueda derecha.

Este motor funciona de forma adecuada y ofrece una potencia de 125 voltios. Si bien esta cantidad vale para andar en desplazamientos planos, puede que en las rampas no sea suficiente la fuerza de la potencia y el usuario tenga que aplicar fuerza adicional con los pies para subir.

Esto tiende a ocurrir cuando se trata de una persona adulta, ya que su peso es mucho mayor que la de un niño de 9 años (edad recomendada por el fabricante).

 

El diseño

El diseño de la tabla Razor X es estilizado, moderno y con un acabado sofisticado. Posee ruedas en color blanco, tiene un espacio que permite ver el nombre de la marca a la distancia e incorpora una superficie en lija, para garantizar mayor adherencia en el recorrido, evitando los deslizamientos y accidentes.

Adicionalmente, este longboard está equipado con detalles que incrementan su funcionalidad y versatilidad. Por ejemplo, posee una especie de tell que permite al usuario levantar las ruedas delanteras y da la posibilidad de ejecutar giros de forma sencilla.

Todos estos detalles agregados, así como los colores utilizados, hacen que el modelo tenga un diseño llamativo y agradable a la vista, siendo además una pieza funcional.

 

 

Otras especificaciones

Todas las partes del longboard Razor X están ideadas para cumplir un propósito que mejora la experiencia sobre ruedas. Gracias a sus especificaciones, se amplían las posibilidades de uso, por lo que resulta una alternativa apropiada para quienes desean incursionar en el mundo del skate eléctrico, ya sean niños que apenas se estén familiarizando con las tablas o adultos que tengan mayor experiencia.

No obstante, cualquier usuario que pretenda utilizar esta tabla no debe sobrepasar los 100 kilos de peso, para que el funcionamiento del longboard sea apropiado y la potencia sirva para el desplazamiento.

También, es necesario que el usuario sepa que la velocidad máxima que alcanza el modelo Razor X es de 16 kilómetros por hora, de modo que si se espera velocidad desenfrenada, puede que este modelo no sea el que convenga.

En relación a la batería, puede tener una autonomía de hasta 40 minutos. Sin embargo, esto dependerá del uso que se le dé. Por ello, este tiempo puede variar con 5 o 10 minutos.

El fabricante asegura que el tiempo de duración de la batería, al hacer las primeras sesiones de uso, es de 40 minutos, siendo su tiempo de carga conectado a la fuente de poder relativamente corto.

 

Algunas desventajas

No todo es positivo en este modelo. En contraposición con las ventajas que ofrece, la tabla emite un ruido fuerte que puede llegar a ser molesto durante el desplazamiento. Asimismo, otro punto en contra es que la marcha atrás no es tan fluida, porque el motor está colocado en esa área. Por otro lado, para activar, frenar y controlar la velocidad, se necesita hacer uso del mando a distancia que funciona con dos pilas.

Por todos estos elementos y propiedades, se puede asegurar que este modelo cuenta con un alto grado de fiabilidad, siendo una opción adecuada por su rentabilidad en relación a calidad y precio.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...